fbpx
Logo_InstitutoMicroEcologia_Blanco2

¿Cómo superar los excesos navideños?

salud navidad

Comparte:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

 

La Navidad y sus excesos

Los excesos navideños, aunque esperados durante todo el año por la mayoría, pueden pasarnos factura en nuestra salud. Sobre todo, si estás acostumbrado a comer de manera saludable, durante las comidas de estas fechas puedes notar que tu aparato digestivo no tolera bien algunas comidas. Puedes sentirte hinchado, notar que tienes digestiones lentas. Esto puede hacer que te sientas cansado y que no descanses adecuadamente.

En tu vida cotidiana, con tus hábitos de alimentación habituales, tu microbiota intestinal se alimenta en función de tu dieta. Vives en equilibrio con tus bacterias intestinales, en una situación de simbiosis, en la que os aportáis cosas positivas mutuamente. Durante estas fechas, tu alimentación puede volverse rica en azúcares por los dulces navideños, en proteínas por los asados típicos, y pobre en vegetales. Con ello estás alimentando grupos microbios distintos a los habituales en ti, y eso puede acarrear un desequilibrio en tu ecosistema interno.

Los excesos navideños y la disbiosis intestinal

Los desequilibrios en la microbiota se llaman disbiosis. Y sucede cuando microorganismos encargados de la digestión de proteínas o de azúcares simples crecen por encima de los niveles saludables. Normalmente, la dieta rica en fibra procedente de frutas y vegetales, alimenta grupos bacterianos intestinales relacionados con la protección del intestino y de tu organismo. Cuando reducimos la ingesta de estos alimentos, y la cambiamos por alimentos procesados o por un exceso de proteínas, estamos debilitando los grupos beneficiosos de bacterias, y alimentando a otros más perjudiciales

Cómo amortiguar los excesos navideños

Si quieres reducir el impacto de las comidas copiosas, los dulces y el alcohol que se consumen durante estas fechas sobre tu cuerpo, prueba a seguir los siguientes consejos:

Empieza la cena por una ensalada. Esto te saciará antes de llegar a los platos principales, y comerás menos cantidad de los alimentos más proteicos y de dulces

Si no quieres evitar el alcohol en estas fechas, altérnalo con agua antes de tomar la siguiente copa. Esto impedirá la deshidratación que produce el alcohol, y te ayudará a tener una digestión más ligera

Disfruta de la comida. Se ha demostrado que cuando disfrutamos de la comida, saboreándola, oliéndola y deleitándonos con nuestros sentidos, favorecemos la producción de jugos gástricos y facilitamos la digestión. También nos permite ser más conscientes de cuándo estamos llenos.

Regala salud

No hay mejor regalo que la salud. Por eso cualquier herramienta que ayude a los tuyos a mejorar su calidad de vida, será una buena inversión.

Un análisis de disbiosis intestinal es un punto de partida para mejorar la salud intestinal. Analizar la microbiota intestinal permite determinar qué grupos microbios se encuentran sobrecrecidos en tu intestino y cuáles están debilitados. Con esta información es sencillo establecer correcciones dietéticas que alimenten a grupos microbianos de protección y de esta forma contribuyan a controlar el sobrecrecimiento de los grupos perjudiciales.

X