fbpx
problemas de fertilidad y cómo prevenir complicaciones en el embarazo

Problemas de fertilidad y cómo prevenir complicaciones en el embarazo

El seguimiento médico durante el embarazo y después del parto son elementos obligatorios en el calendario de futuros padres. Hoy en día, antes de la etapa del embarazo, tratar de tener un hijo puede ser un proyecto largo y complicado. Cuando las parejas planean concebir o se enfrentan a dificultades a la hora de concebir, ¿Qué pruebas se pueden realizar además de los exámenes obligatorios recomendados? ¿Qué pruebas pueden ayudar a prevenir complicaciones en el embarazo?

Pruebas previas al embarazo

Pueden ser exámenes preventivos que se realizan de forma muy temprana a la hora de plantearse tener un hijo.

Al planificar una concepción, un médico, si es necesario, solicitará un conjunto de pruebas básicas, verificará el curso del ciclo, evaluará la ovulación, etc, y pondrá en marcha medidas en caso de problemas. Cuando aun así no se logra la concepción, quedan algunas opciones: una de las posibles causas es una inflamación crónica de bajo grado, que puede afectar negativamente el sistema inmunológico y el equilibrio hormonal.Esta inflamación puede estar relacionada con una alteración de la barrera intestinal, que genera un aumento de permeabilidad y como consecuencia, la aparición de sensibilidad alimentaria. En este caso, puedes realizarte una prueba ImuPro de sensibilidad alimentaria mediada por IgG, a través de la cual medimos qué alimentos tienen proteínas que se comportan como antígenos y estimulan de manera excesiva el sistema inmunitario. La introducción de una dieta de eliminación adecuada puede ayudarte a bajar la inflamación y restablecer el equilibrio.

La investigación llevada por el Instituto de Tratamiento de Infertilidad en Colonia mostró que después de seguir una dieta basada en la prueba ImuPro:

  • 1 de cada 3 pacientes con endometriosis quedó embarazada;
  • 3 de cada 5 pacientes con síndrome de ovarios poliquísticos diagnosticado quedaron embarazadas;
  • En 2 de cada 5 hombres infértiles, los parámetros esperma necesarios para la procreación mejoraron.

El concepto de la prueba de sensibilidad alimentaria, ImuPro, consiste en 3 fases sencillas que nos permiten disminuir y controlar a largo plazo los procesos inflamatorios:

  • Fase de eliminación: evita el consumo de todos los alimentos con niveles elevados de IgG durante unas 8 semanas, pudiendo consumir los demás en ciclos de rotación de 4 días.
  • Fase de provocación: reintroduce uno por uno, cada 4 días, los alimentos que se eliminaron en la fase 1. La fase de provocación ayuda a identificar los desencadenantes específicos para poder mantenerlos retirados durante más tiempo.
  • Fase de estabilización: retira los alimentos que desencadenaron de nuevo los síntomas en la fase de provocación. Después de un tiempo más largo, puedes comenzar una nueva fase de provocación. Es posible que debas evitar uno o dos alimentos permanentemente.

Antes del parto: ¿qué te pueden aportar unos diagnósticos adicionales?

Durante el embarazo, una mujer tiene que realizar una cantidad de pruebas, que incluyen: ecografía, diabetes, rubéola, toxoplasmosis y un hisopo vaginal para el estafilococo. Estas son pruebas convencionales solicitadas por el médico que sigue el embarazo y aportan una información esencial sobre la salud de la mujer y el embarazo. Sin embargo, la medicina moderna ofrece opciones de diagnósticos mucho más amplias. De nuevo en este caso, una prueba ImuPro de sensibilidad alimentaria puede ser una opción valiosa. La madre proporciona al feto un conjunto de anticuerpos necesarios para dar forma a la llamada inmunidad innata, que solo después del parto se transformará en inmunidad adquirida. Junto con la transferencia de inmunidad, el niño también recibe anticuerpos IgG. Si la madre sufre de hipersensibilidad alimentaria, existe la posibilidad de que se la transmita a su bebé. El concepto nutricional detrás de la prueba ImuPro le permite silenciar la respuesta de defensa del cuerpo y no transmitirle la alergia retardada IgG al feto. La prueba se puede realizar en cualquier etapa del embarazo, sin embargo, la etapa de alimentación la más importante es la del tercer trimestre.

Si:

  • Estás planeando tener un bebé
  • tienes problemas para concebir
  • estás viviendo un embarazo y deseas obtener más información sobre la prevención de alergias
  • Tiene preguntas adicionales relacionadas con el diagnóstico
2019-09-05T11:14:15+00:00Etiquetas: , |

Hola, ¿tienes alguna pregunta?

Rellena nuestro FORMULARIO DE CONTACTO y te contestaremos en la mayor brevedad posible.

También puedes contactarnos a través del teléfono +34 918 459 876 o del e-mail info@microecologia.com