fbpx
Logo_InstitutoMicroEcologia_Blanco2

Helicobacter pylori ¿En heces o en aliento?

Comparte:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

 

La acidez, el dolor intenso en la “boca del estómago”, la presencia de gases, la hinchazón, son todos síntomas que muchas veces forman parte de nuestro día a día y que normalizamos. Es importante tener claro que lo normal es no sentir nada.

Estar en equilibro con nuestro cuerpo es salud. Podemos paliar algunos síntomas con medicamentos o complementos naturales, pero si vivimos diariamente con acidez, algo está pasando ahí. Debemos acudir a consulta o realizar las pruebas necesarias para poder poner solución. prolongado.

¿Has oído hablar alguna vez de la prueba de Helicobacter pylori en heces?¿Qué ventajas nos puede aportar?

¿Quién es Helicobacter pylori?

H. pylori es una bacteria gram negativa con forma alargada y espiral que se encuentra exclusivamente en la mucosa del estómago humano. La infección que produce es una de las más prevalentes. Afecta aproximadamente al 50% de la población mundial. En poblaciones con nivel socioeconómico más bajo y peores condiciones sanitarias, llega incluso a ser del 80%.

Infección por Helicobacter pylori ¿Cuál es el problema?

Se habla de infección por H. pylori cuando esta bacteria está presente y se activa más de la cuenta. Como consecuencia de esto, puede producir dispepsia, gastritis crónica y úlcera péptica. Existe el debate de si es un factor que cause linfoma de tejido linfoide asociado a mucosa (MALT) y otros cánceres gástricos.

Por su forma de espiral, puede «atornillarse» a la mucosa del estómago y colonizarla. En el caso de que sí haya manifestación de síntomas, se pueden distinguir:

  • Dolor urente o ardor en el abdomen
  • Dolor abdominal más agudo con el estómago vacío
  • Náuseas
  • Pérdida del apetito
  • Gases frecuentes
  • Hinchazón
  • Pérdida de peso involuntaria
  • Dificultad para tragar
  • Heces con sangre o de color negro alquitranado
  • Vómitos con sangre o de color negro, o vómito que parece granos de café.

No obstante, algunos individuos infectados pueden ser asintomáticos.

Todavía no se conoce la manera exacta en que produce la infección. Puede transmitirse de una persona a otra por contacto directo con la saliva, o la materia fecal. Por esta razón, es importante mantener siempre un buen estado de higiene. Lavarse las manos con frecuencia y mantener una buena salud bucodental es fundamental. Por otro lado, hay que destacar que puede transmitirse a través de alimentos en mal estado o agua contaminada.

Prueba de Helicobacter pylori. ¿En heces o aliento?

Para detectar la presencia de H. pylori, principalmente se realizan dos pruebas diagnósticas no invasivas:

  • El test del aliento con urea marcada con C13: es una prueba no invasiva muy sensible y específica. Actualmente, en medicina digestiva se utiiliza para el diagnóstico de infección por  pyloriantes y después del tratamiento. Helicobacter pylori es una bacteria productora de ureasa. La ureasa degrada la urea y libera CO2, que es eliminado por espiración. En esta prueba, se ingiere un comprimido que tiene urea marcada con C13. Posteriormente, comparan los niveles de eliminación de CO2 en el aire espirado antes de ingerir el comprimido y después. Si se detecta un incremento significativo, se asume que hay infección.
  • La detección de antígeno en heces: Prueba no invasiva que se basa en la detección del antígeno de Helicobacter pylori en heces. Tiene una sensibilidad y una especificidad similares a las de la prueba del aliento, sin embargo, se miden cosas diferentes. Esta prueba consiste en analizar una muestra de heces y observar si hay presencia de antígenos de pylori. Estos antígenos son sustancias propias de H. pylori que provocan una respuesta del sistema inmunitario para combatir la infección por H. pylori.

Para la realización de esta prueba, no es necesario ingerir ningún tipo de sustancia.

Además de estas dos pruebas, también se puede realizar una serología. Sin embargo es mucho menos específica, por lo que no suele realizarse. Por último, existen las pruebas invasivas, como la endoscopia para realizar una biopsia.

¿Qué ventajas tiene la prueba de Helicobacer pylori en heces?

La prueba de H. pylori en heces, es una prueba no invasiva con la que se detecta el antígeno de H. pylori en la muestra. Esta prueba se utiliza para el diagnóstico inicial de infección por H. pylori y para confirmar su erradicación después del tratamiento. Su sensibilidad y especificidad es superior al 90 % en ambos parámetros. ¿Qué quiere decir esto? Que la prueba detecta con gran exactitud verdaderos positivos y verdaderos negativos.

Todas las guías de práctica clínica, recomiendan la confirmación de erradicación con la prueba del aliento o el análisis en heces. Por otro lado, esto también permite evaluar los niveles y patrones de resistencia a los antibióticos por parte de Helicobacter pylori.

Aunque no existe ningún criterio a favor para elegir una prueba sobre la otra, hay consideraciones importantes a tener en cuenta:

  • La prueba de antígenos en heces, puede ser mejor en entornos donde la prevalencia de H. pylori es mayor al 30%, es decir, elevada.
  • Es una prueba más económica
  • Es una prueba más rápida y cómoda para el paciente. Simplemente tiene que recoger una muestra de heces. La prueba del aliento debe hacerse en ayunas, hay que ingerir el reactivo y dura aproximadamente una hora.
  • En Pediatría, es una magnífica alternativa. A muchos niños les cuesta realizar las espiraciones, haciendo que los resultados sean menos fiables.

En Instituto de Microecología contamos con varias analíticas de microbiota intestinal en heces donde podemos añadir H.pylori y evaluar su presencia en heces.

 

Autora: Violeta cepeda, farmacéutica y estudiante de nutrición humana y dietética

X