fbpx
Logo_InstitutoMicroEcologia_Blanco2

Influencia de la microbiota intestinal en el envejecimiento

Marta Moreno nos explica cómo la microbiota intestinal puede influir en el envejecimiento
microbiota envejecimiento

Comparte:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

 

Influencia de la microbiota intestinal en el envejecimiento

El envejecimiento viene determinado genéticamente pero se modula ambientalmente. La microbiota tiene la capacidad de influir en este envejecimiento haciendo que haya un “envejecimiento sano” o un “envejecimiento no tan sano”.

¿Qué quiere decir envejecimiento?

El envejecimiento es un proceso natural que viene determinado por la genética , sin embargo, es modulable por el ambiente en el que se encuentra la persona. Durante el envejecimiento ocurren distintos procesos celulares y moleculares.

Los telómeros se van acortando con las divisiones celulares hasta que llega un punto en el que el telómero es demasiado corto para que se produzca la división celular y se produce la senescencia. Esto sugiere que la longitud de los telómeros puede ser un marcador de envejecimiento ya que hay una relación inversa entre edad y longitud de los telómeros.

Tipos de envejecimiento

A medida que pasan los años, aumentan las diferencias entre personas e incluso entre tejidos del mismo cuerpo. Podemos encontrar:

  • Envejecimiento sano o normal
  • Patológico, asociado a enfermedades indicadoras de envejecimiento acelerado
  • Exitoso, sería el caso de los centenarios y supercentenarios (más de 100 años)

Envejecimiento y cambios a nivel intestinal

Durante el envejecimiento tienen lugar cambios a nivel intestinal como alteraciones de motilidad, de la mucosa, de la barrera intestinal etc. Se ha visto que estas alteraciones están relacionadas con cambios en la microbiota intestinal y por tanto con alteraciones del eje intestino-cerebro.

Junto con esto, diversos estudios recogidos en una revisión sistemática, muestran que una microbiota variada y diversa influye positivamente en un envejecimiento exitoso.

Microbiota y envejecimiento

Teniendo esto en cuenta, se vio que bacterias relacionadas con la actividad antiinflamatoria por ejemplo, Akkermansia muciniphila estaba aumentada en centenarios. Así mismo se ha relacionado a Akkermansia con la reducción de la inflamación y de patologías cognitivas. Esto promovería un envejecimiento saludable o exitoso.

Por otro lado, tenemos que la microbiota durante un envejecimiento normal o patológico se caracteriza por tener una pérdida de bacterias protectoras y por un aumento de patógenos facultativos.

Además, hay que tener en cuenta que la microbiota intestinal es alterable por numerosos factores como la alimentación, estilo de vida, estrés, viajes, medicación etc y que hay que cuidarla a lo largo de las diferentes etapas.

Alimentación, microbiota y envejecimiento

Cuidar la microbiota intestinal mediante alimentación y estilo de vida durante toda nuestra vida, será de gran ayuda para tener un buen envejecimiento. Entre las cosas que podemos hacer están:

  • Una dieta rica en verduras y legumbres y baja en grasas saturadas puede ser un factor clave para promover la longevidad. Además, consumir alimentos con almidón resistente promueve la producción de ácidos grasos de cadena corta con papel
  • Llevar un estilo de vida activo.
  • Manejar el estrés y los factores estresantes que perturban nuestra microbiota. Puede ser muy útil realizar técnicas de relajación como la meditación.
  • Llevar una buena higiene del sueño durmiendo 8 horas diarias y respetando los ciclos de luz y oscuridad.

Como conclusión, podemos decir que la microbiota sí influye en el envejecimiento y que tener una microbiota variada y diversa va a favorecer un envejecimiento exitoso. Todo esto se logra durante años cuidando alimentación y estilo de vida.

X